DESAYUNO SINDICAL CON PERIODISTAS

Compartir:

Diversos sindicatos integrantes de la CTA, la Corriente Federal, el FreSiMoNa y el 21F participaron juntos de un nuevo desayuno de trabajo del espacio “Hacia la Intersindical de comunicación”

En la sede de la Federación Gráfica Bonaerense se realizó el II Desayuno de trabajo con periodistas en marco del IV Encuentro hacia la Intersindical de Comunicación y Prensa.
En esta oportunidad compartieron sus reflexiones con lxs responsables de prensa de los distintos sindicatos los periodistas Javier “El Profe” Romero, Jorge Duarte (@ludistas) y Gabriel Fernández (Radio Gráfica). Además, trajo su saludo el Presidente de la Asociación Uruguaya de Periodistas, Fabián Cardozo, que contó la experiencia de ese país para hacer frente a las “noticias falsas” como uno de los aspectos de las campañas de “desinformación”.

Los expositores analizaron el proceso por el cual desapareció, a lo largo de las últimas décadas, la sección gremial de los grandes medios de comunicación paralelamente a la implementación de políticas económicas neoliberales. En este sentido, desde fines de los años ’80 el borrón de lo sindical como tema autónomo en los medios y su desplazamiento a las páginas de información general o, en algunos casos, policiales, operó al mismo tiempo que se construía la identificación de las audiencias como víctimas de los conflictos gremiales y no como beneficiarios de las luchas de los trabajadores sindicalizados. De esta manera, las medidas de fuerza son presentadas como “incidente de tránsito”, “dificultad para el consumidor”, etcétera y desaparecen tanto los motivos de los reclamos como las explicaciones de la dinámica sindical que tenían lugar en la cobertura de noticias durante las décadas que van de 1940 a 1980.

En este panorama general se insertan los actuales fenómenos de estigmatización, persecución y ataque simbólico a muchos dirigentes del movimiento obrero y sus organizaciones vinculándolas a las ideas de violencia, rechazo, falta de diálogo, impedimento del progreso e, incluso, asociaciones delictivas.

Sin embargo, al mismo tiempo, se destacó en el terreno de las fortalezas la gran capacidad de movilización e intervención pública del movimiento sindical y social argentino y su influencia decisiva en la resistencia a las políticas neoliberales que buscaban la reforma laboral como elemento que asegure la pérdida de derechos de los trabajadores junto a la destrucción del mercado interno y el avance de la financiarización de la economía. Esa capacidad de movilización distingue el proceso argentino de otros de la región y el mundo al mismo tiempo que convierte al sindicalismo en uno de los actores sociales más dinámicos de la política local. Se rescató en ese plano el creciente proceso de unidad. El reposicionamiento del movimiento obrero organizado entre 2015 y 2019 fue uno los más fuertes de la historia nacional.

Respecto al tiempo que se viene luego del proceso electoral en el que se prevé la derrota del gobierno neoliberal se trazaron algunas hipótesis de trabajo en comunicación sindical. Por un lado, se planteó la posibilidad de que continúen y se intensifiquen en los primeros meses del próximo gobierno los ataques comunicacionales a las organizaciones sindicales por parte del poder empresarial y mediático como forma presionar al gobierno recién electo y con apoyo popular, en función de seguir son los intentos de reforma laboral regresiva y en el marco general del enfrentamiento de esos sectores con toda forma de organización obrera. Se planteó incluso la probabilidad de un desplazamiento en los ataques desde los “referentes políticos” a los “referentes sindicales y sociales” de lo que la perspectiva de la grieta ubica como “populismo” en oposición a “republicanismo”.

Al mismo tiempo, planteó en el horizonte las posibilidades que abre el futuro gobierno de una comunicación apoyada en el campo popular y sus organizaciones. Un renovado protagonismo de los trabajadores debería ir de la mano son una política comunicación más orientada a fortalecer medios propios y nuevas expresiones con sustentabilidad económica más que a confrontar abiertamente con el poder mediático concentrado. Medios públicos y medios de los trabajadores aparecen como lugares en los que poner el foco de la gestión pública para dotarlos de poder y capacidad de intervención.

En el terreno de las fortalezas y debilidades de la comunicación sindical se insistió en la importancia de la divulgación de saberes propios de los trabajadores cuyo conocimiento se desconoce muchas veces. Ese saber debe ser comunicado. Por otra parte, la dinámica propia del trabajo de prensa requiere de la continuidad de las gacetillas bien redactadas, respetando la pirámide invertida, sin dar por supuesto ningún dato y con posibles implicancias de interés periodístico relacionada a la información principal.

Tanto en lo referido a la comunicación interna como externa se mencionó la necesidad de no perder de vista las distintas “audiencias” tanto en franjas etarias como en temas de interés e influencia para abordar desde las distintas redes sociales hasta los medios tradicionales.
Luego del diálogo con los periodistas que quedó abierto a la continuidad de encuentros, se analizaron los tres ejes de acción que viene desarrollando la Intersindical.

Los compañeros a cargo del repositorio web de gacetillas sindicales presentaron la propuesta para ser debatida en el próximo encuentro. Se insistió en acercar la información faltante para la construcción del mapa de medios sindicales con el objetivo de hacer una presentación audiovisual también en la próxima plenaria y se informó sobre los avances en la construcción del Observatorio de prácticas antisindicales en los medios con la Defensoría del Público y sectores académicos.

El séptimo encuentro se agendó para el miércoles 6 de noviembre a las 10 hs. en UPJET, Castro Barros 87.


Compartir: